El 1 que se sacó un 10
 

Por Rodrigo Castro
rodrigocastro@estoesboca.com.ar

Tras el empate en La Bombonera frente a Godoy Cruz de Mendoza, equipo recién ascendido a la primera división, el conjunto dirigido tácticamente por Ricardo La Volpe debía volver a obtener los tres puntos como sea para continuar en la punta del torneo. Finalmente ese “como sea” sería el que prevaleció. Se jugaban tan sólo 11 minutos de la primera etapa cuando un centro del veloz Rodrigo Palacio era conectado por el joven Neri Cardozo, de aceptable labor, estampando el 1 a 0. A partir de ahí comenzaron a florecer pequeñas fisuras defensivas que Boca no pudo solucionar en toda la tarde de Mataderos.

Durante todo el partido pero en especial en los segundos 45 minutos, se destacó como el mejor y por primera vez en el campeonato Aldo Bobadilla. Este arquero paraguayo y mundialista, era uno de los cuestionados por parte de la parcialidad xeneize, y hasta se llegó a comentar que no era del total agrado de Ricardo La Volpe, versión desmentida de inmediato por el técnico en la primera conferencia de prensa brindada el último viernes.

Bobadilla sufrió las embestidas del “Torito” desde el minuto 0, cuando a los pocos segundos de iniciado el encuentro tuvo que ver como un franco remate desde el borde del área se estrellaba en el palo. Parecía que se venía una tarde de mucho trabajo para el ex Libertad, y así fue. Si bien Boca durante el primer tiempo controló mejor la pelota, las situaciones siempre fueron repartidas para ambos equipos, el partido se hizo parejo y disputado en la mitad de la cancha, sector en el que a veces triunfaba el xeneize y otras Chicago era el que prevalecía. Esta situación dejó ver un partido dinámico como le gusta al DT de Boca. Aldo mejoró mucho con los pies, y en muchas ocasiones cedía el balón cerca de su arco al “Cata” Díaz o al mismísimo Gago, que se mostró un tanto más retrasado que en el ciclo del entrenador anterior.

Con respecto a las llegadas de Nueva Chicago al arco xeneize, produjo entre 10 y 12 situaciones, todas con un peligro importante para el arco boquense. Es ahí cuando el arquero se lució y se fue convirtiendo poco a poco en la figura del encuentro. Boca sufrió hasta el último minuto con la diferencia de un solo gol, y la figura de Bobadilla se hizo enorme en esos minutos de presión del equipo de Motta. Tapó 3 mano a mano, descolgó algunos centros peligrosos y acomodó constantemente la defensa que se mostraba titubeante en cada pelota que se acercaba al área xeneize.

La figura del encuentro entonces se centró en el arquero, muy buena noticia si tenemos en cuenta que tiene que ir tomándole confianza al arco de Boca, y tiene que encarnar en el pueblo xeneize que viene de arqueros por demás exitosos como Abbondanzieri y Córdoba. En declaraciones a los medios, el 1 de Boca se mostró feliz por su actuación y no dudó en admitir que fue su mejor actuación desde que llegó en junio de este año a vestir los colores azul y oro.

Claro que para semejante actuación del arquero, hubo una defensa que se mostró insegura, es que Ricardo La Volpe está probando sistemas de juego, así como tácticas y posiciones de los jugadores. Son muchas situaciones juntas como para que no repercuta en ningún momento en el funcionamiento del andamiaje del equipo. Habrá que esperar al técnico, dejarlo trabajar y conformar su equipo, porque de nada sirve que el nuevo DT implemente las ideas de Alfio Basile si es que así no lo siente. Por algo los profesionales que se encuentran en Boca están en semejante institución, deberán entender rápidamente lo que pretende el “bigotón” de cada uno de ellos. Con respecto al arquero, puesto en el que se desempeñaba cuando era jugador, La Volpe aconsejó al 1, y le dio la tranquilidad que todo guarda valla necesita. Se ve que esto le vino bien al jugador que se convirtió en el mejor de la cancha por primera vez desde que llegó al club de la ribera.

La agenda de Boca muestra el inicio de la Copa Sudamericana frente a Nacional de Montevideo en Uruguay el próximo día jueves. Boca es el bicampeón de este campeonato y por ende defensor del título. El equipo partirá el miércoles a tierras charrúas, y Ricardo hará descansar a algunas figuras. El descartado es Fernando Gago aquejado por un estado de bronquitis, que hace que el volante central se quede en la Argentina y no forme parte de la delegación que viaje para este primer partido por los octavos de final de la competición. Además el técnico probaría con Dátolo de entrada y con Morel Rodríguez en la posición de doble 5 con Pablo Ledesma. Además se producirá aparentemente la reaparición de Matías Silvestre, ya recuperado de su lesión en la planta del pie derecho. El 11 titular, aún sin confirmar, sería: Bobadilla, Silvestre, Díaz y Krupoviesa; Calvo, Ledesma, Morel, Cardozo y Dátolo; Palacio y Palermo.

Volver a archivo de notas y artículos