Boca ya no es invulnerable y dejó pasar la posibilidad de llegar a la punta

En la Bombonera, Boca le ganaba 2 a 0 a Lanús, pero el conjunto "granate" se recuperó y terminó llevándose un empate por 2 a 2. Pablo Mouche y Juan Román Riquelme habían puesto en ventaja al xeneize. Parecía historia sentenciada, teniendo en cuenta la solidez defensiva que siempre caracterizó al Boca de Falcioni. Pero los cinco goles recibidos ante Independiente, más los dos recibidos en la noche de la Bombonera ante Lanús, a los que además hay que sumarle los errores de Orión que terminan costando goles en contra, confirman que este Boca ya no es el equipo invulnerable del Apertura pasado. Y Lanús lo aprovechó para descontar con un cabezazo de Pavone antes del entretiempo y otro de Paolo Goltz en el inicio del complemento, que significó el empate final. Boca terminó con diez hombres por expulsión de Clemente Rodríguez. Con este resultado, el xeneize suma 14 unidades, comparte el segundo puesto con Tigre y está un punto por debajo del líder Estudiantes, aunque Vélez, que mañana recibe a Newell´s, lo podría superar. La semana que viene Boca visita a Estudiantes en un partido trascendental y no podrá contar ni con Clemente Rodríguez ni con Diego Rivero.

La primera media hora del duelo careció de grandes emociones. El xeneize se apoderó de la iniciativa a partir de un Riquelme activo y brillante, aunque le faltó profundidad para desarmar a la defensa visitante. El 10 movió los hilos, pero no pudo encontrar socios válidos para armar jugadas. Por su parte, el "granate" esperó para lanzar contragolpes desde el cerebro de Valeri y Camoranesi para la potencia de Pavone y la velocidad de Regueiro.

Lo mejor se vio en los últimos 15 minutos de esa etapa inicial. A Boca se le aclaró la vista y, con su crack iluminado, marcó dos goles en la misma cantidad de minutos. A los 39 festejó Mouche, que recibió de Román en un córner corto y sacó un centro envenenado que se le metió a Marchesín por el segundo palo. Y a los 41 llegó el grito del 10, que tomó un rebote tras un tiro de Mouche. Antes, había congeniado una gran jugada con Clemente y Silva (excelente habilitación de taco).

Pero el Granate, con un Fritzler de gran despliegue en el medio, reaccionó de inmediato y coqueteó con el empate antes del descanso. Araujo tiró un centro preciso desde la derecha y Pavone conectó de cabeza en el área para descontar a los 42. No estaba Roncaglia y Schiavi llegó a destiempo. Y poco después llegó el mano a mano de Valeri ante Orion, quien respondió notablemente, en el cierre de un contragolpe bien manejado por Camoranesi.

El prólogo del segundo tiempo se asemejó al epílogo del primero, porque Lanús mantuvo la presión y Boca acrecentó sus dudas. El Granate prendió la alarma a los 8, después de que Orion desviara al córner un remate de Pavone. Regueiro ejecutó el tiro de esquina desde la derecha con su zurda, Orion salió pésimamente y Goltz empató de cabeza, anticipando al arquero xeneize. Boca no pudo responder y casi sufre el tercero a los 13, pero Camoranesi anotó en offside.

Los problemas de Boca se agigantaron a los 18, después de la tarjeta roja por que Pezzotta le mostró a Clemente Rodríguez por protestar. Lanús fue dinámico, abrió la cancha y metió miedo en cada avance. Falcioni intentó inyectar aire fresco con los ingresos de Ledesma y Sánchez Miño por Rivero y Erviti, mientras que más tarde entró Chávez por Mouche. Pero Boca, con Riquelme ya cansado, nunca halló el rumbo y guardó el punto sin chistar. Porque luego de estar dos goles arriba en el marcador, también lo pudo perder en la etapa final.

Este Boca perdió la solidez. Esa que era su principal virtud. Orión ha bajado muchísimo su rendimiento, aunque sobre el final del primer tiempo tapó un mano a mano de manera notable. Tampoco la defensa muestra la consistencia del Torneo pasado. Así y todo, Boca está vivo en los tres frentes (Clausura, Libertadores y Copa Argentina). Pero habrá que mejorar -y mucho- para aspirar a obtener al menos un título.

 

 
Boca Juniors 2
Lanús 2
Torneo Clausura 2012. 7ma. fecha.
Jugado el domingo 25 de marzo.

Boca: Agustín Ignacio Orión (4); Facundo Roncaglia (4), Rolando Schiavi (4), Juan Manuel Insaurralde (5), Clemente Rodríguez (4); Diego Alejandro Rivero (5) (26m ST, Pablo Martín Ledesma), Leandro Somoza (4), Walter Daniel Erviti (5) (21m ST, Juan Manuel Sánchez Miño); Juan Román Riquelme (c) (7); Pablo Nicolás Mouche (5) (38m ST, Cristian Manuel Chávez), Santiago Martín Silva (4).

Suplentes: Carlos Sebastián Sosa, Franco Sebastián Sosa, Orlando Gabriel Gaona Lugo, Sergio Ezequiel Araujo. DT: Julio César Falcioni.
Lanús: Agustín Federico Marchesín (6); Carlos Luciano Araujo (6), Paolo Duval Goltz (7), Diego Luis Braghieri (5), Ricardo Gastón Díaz (4); Mauro Germán Camoranesi (6) (32m ST, Mauricio Ernesto Pereyra), Guido Hernán Pizarro (7), Matías Lionel Fritzler (5), Diego Hernán Valeri (5) (39m ST, Silvio Ezequiel Romero); Mario Ignacio Regueiro (7), Mariano Pavone (7) (43m ST, Eduardo Fabián Ledesma).
Suplentes: Mauricio Ariel Caranta, Carlos Roberto Izquierdoz, Diego Hernán González, César Alberto Carranza. DT: Gabriel Schurrer.
Goles: 39m PT, Pablo Nicolás Mouche; 41m PT, Juan Román Riquelme (BJ); 42m PT, Mariano Pavone (de cabeza); 9m ST, Paolo Goltz (de cabeza) (L).

Amonestados: Riquelme, Rivero (BJ).

Incidencias: 18m ST, expulsado Clemente Rodríguez (BJ), por protestar.
Arbitro: Sergio Pezzotta (5).
Cancha: Boca.
Reserva: Boca 3 (Blandi, Baima, Araujo) - Lanús 0. Boca formó con: Sebastián Sosa; Alan Aguirre, Gastón Sauro, Enzo Ruíz y David Achucarro; Guillermo Fernández, CristIan Erbes, Leonardo Baima; Orlando Gaona Lugo (Franco Fragapane), Sergio Araujo (Franco Richard) y Nicolás Bland (Exequiel BenavÍdez). Jugado el 26/3.

VOLVER A LA PORTADA

VOLVER A TORNEO CLAUSURA 2012